viernes, 17 de marzo de 2017

ORIOL: HASTA QUE EL ALMA, EMERGE DEL SER. 17 - 03 - 17

                                                        



Oriol-170317-


              -HASTA QUE EL ALMA, EMERGE DEL SER-


Oriol, Creador del Código de Energía.




Todo lo que acontece en nuestras experiencias, es una versión totalmente perfecta del grado de evolución, en el cual nos encontramos cada uno. De esta forma, directamente bajo la impresión de cada una de las intenciones, que acontecen en nuestras vidas de forma constante, vemos como las propias experiencias que nos representan a cada uno, constituyen el grado de evolución dentro del ciclo de desarrollo, en el cual nos encontramos. El buscar respuestas, a nuestras propias inquietudes tan solo, representa un alejarnos en realidad de las muchas expectativas que podíamos haber generado, y que son necesarias para elevar a superior, todo lo que representa nuestras existencias.

Es de esta misma forma, que alguna de las posibilidades que acontecen a través de nuestras experiencias, se representan directamente a la hora de hacernos vivir una realidad limitada. La cual puede venir representada directamente en nuestras existencias, por todos y cada uno de esos excesos, que nosotros inconscientemente experimentamos, dentro de nuestra realidad como personalidades. Estas actúan en nuestras perspectivas de forma, que reflejan a través nuestro, ese bagaje o dirección el cual nos hace trascender, todas y cada una de esas limitaciones dentro de las cuales, hemos de ser conscientes, de nuestras propias capacidades.

De no ser así, tan solo seguimos inmersos en esa rueda cíclica de posibilidades, que nos aleja realmente de todo lo que nos representa, a la vez que nos contrae actuar bajo una intención de nuestra personalidad inferior, como si de un juego se tratara. Y así, adentrarnos directamente de esta forma, en experimentar como todo lo que es impuesto por nuestras experiencias, es  bajo la impresión de la personalidad como seres humanos, la cual tiene una importante representación, a la hora de hacernos tomar conciencia, de quiénes somos, en el aquí y él ahora.

Hasta que realmente no hemos sido conscientes, de que nuestra personalidad actúa a través nuestro ejerciendo su mandato, o el poder el cual nosotros mismos le hemos entregado, no somos realmente conscientes, hasta que no hemos trascendido nuestras propias limitaciones, como seres humanos. Estas actúan representando una profunda limitación, la cual constituye es no hacernos totalmente partícipes de las múltiples posibilidades, que existen una vez el Alma emerge del ser, y expresa en su totalidad la manifestación del Espíritu, a través nuestro.


Oriol, gracias por su lectura y difusión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario