viernes, 4 de agosto de 2017

JOSE: UN POCO DE MI EXISTENCIA EN EGIPTO, QUE QUIERO COMPARTIR. 04 - 08 - 17

                                                                                          




Oriol-040817-


                                -UN POCO DE MI EXISTENCIA EN EGIPTO, QUE QUIERO COMPARTIR-


Oriol, Creador del blog despiert@15.


Yo Soy José, y sigo expresando mi más humilde sentimiento de cooperación, para abriros los ojos a lo que realmente os pertenece, y que siempre ha formado parte de vuestra evolución aquí en la Tierra. Podría exponeros las múltiples existencias que habéis vivido muchos de vosotros, aunque estas tan solo reflejan una proyección de un faro que alberga, las tendencias que procesan que vuestros Egos como humanos, os alejen de sentiros en plenitud con quienes sois. Tan solo experimentar, a través de vuestras propias experiencias actuales, cual es el grado de Amor que tenéis hacia los demás, y este reflejara el grado de evolución en el que os encontráis. A más Amor hacia si mismos, las elevada es vuestra vibración en la Tierra.

Así mismo, Amor significa mostrar a los demás, esa luz interna que os hace participes de todo lo que engloba, las múltiples existencias que os han hecho vivir en vuestro ahora, ese momento maravilloso de graduación planetaria. Recuerdo en los tiempos donde mi encarnación física como humano, me mostro el gran poder que genera el Amor en la Tierra. Fue esa niña que me miraba con esos ojos tan puros, que tenía la capacidad de hacerme cambiar mi forma de pensar al instante. Tengo que reconocer, que durante gran parte de mi existencia estuve rodeado de grandes Reyes de Egipto que colmaron mi vida de monedas de oro, y de placeres para que Yo les diera información, de otros reinos.

Durante esa travesía aprendí muchísimo, y en realidad esculpí mi Espíritu al darme cuenta en realidad, de la función que tenia de abastecer constantemente a mi alrededor, y olvidarme de mi por completo. Esos fueron mis primeros años de aprendizaje, en los cuales presencie la avaricia y el poder gestionado desde la parte más egoísta del ser humano. Comprender que todas las experiencias son necesarias, ya que estas nos nutren y os hacen más fuertes para seguir adelante. La misma vida, me hizo salir de esa rueda de avaricia a través de una información que entrega, que no fue la adecuada. Fue expulsado de esos reinos, y perdí todo lo que había ganado. Realmente un golpe duro, pero más grande fue la lección que con los años aprendí.

Pase de ser una persona importante, a andar por las calles sin siquiera nada para comer. Esa etapa de mi vida también fue larga, aunque ahora puedo exponer, que fue realmente maravillosa cuando desde la visión que tengo ahora, puedo exponerla sin emociones ni sentimientos humanos, que me hagan pasarlo mal como por aquel entonces. Fue tan mísera mi existencia por aquel entonces, que lo único que tenía a mi lado fue las oraciones y las plegarias a los Dioses. Estos nutrieron cada célula de mi cuerpo, a la vez que me entregaban cada nuevo día lo que realmente necesitaba. Me consto mucho dejar de vivir desde una posición tan alta, a la más baja de todas, pero el tiempo lo cura todo.

Fue ya a una edad avanzada, y con mucho trabajo realizado a nivel interno (lo cual me ha generado estar ahora exponiendo esta información desde otro plano) que aprendí las Leyes Sagradas y contemplé, que los mismos Dioses nos entregan todo lo que necesitamos en cada momento. La vida como humanos, es la mayor lección que podemos experimentar. No es necesario leer libros, sino vivir la vida en plenitud y a través de esta gozar de cada experiencia, que la misma vida nos entrega. Tan solo sentir porque os sucede lo que os sucede. Actuar a través de ello, filtrándolo por vuestros corazones, y por encima de todo no culpéis a nadie nunca, de lo mal que os van a vosotros las cosas, ya que si es así empeoraran.

La misma rueda del Sahara os advierte, que todo lo que tenéis que vivir, forma parte de las múltiples experiencias que os han sido entregadas, para que brindéis desde lo más elevado en esos cálices de piedra, para vuestra evolución en la Tierra.

Yo Soy José, así es.


Oriol, gracias por su lectura y difusión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario